Panorámica de la torre del reloj en Lastres. La dificultad de montar una panorámica en este sitio fue lo angosto de la plaza y la necesidad de disparar a 12 milímetros para poder meter todo en la escena, con las deformaciones que ello genera. La verdad, que sin un carril para buscar el punto nodal hubiera sido imposible hacerla.