Ribadesella al atardecer en los últimos coletazos de verano.